El Servicio de Apoyo y Acompañamiento al Estudiante con Discapacidad (SAAED) forma al personal de Biblioteca del Instituto Pedagógico de Maturín en la competencia de lengua de señas venezolanas, para la atención oportuna y eficaz de la población sordo-muda.

María Virginia López, coordinadora del Servicio, explicó que desde el pasado 26 de noviembre y hasta este 5 de octubre, cerca de 30 personas que laboran en el área de biblioteca de la Institución participan en el curso básico de interpretación, de lunes a jueves, de 9:00 a 11:00 de la mañana.

“Este curso está adaptado por supuesto al servicio que desde la biblioteca se presta, tratamos que el personal aprenda y reconozca la interpretación de frases de cortesía, interrogantes y todo el bagaje de palabras comunes en este espacio, libros, cuotas, carnets, y prestamos, entre otras, además de lograr que se interesen por aprender nuevas formas de comunicación y realizar el acompañamiento debido a los estudiantes que presentan una condición especial, en este caso auditiva”, resaltó López.

La inducción se lleva a cabo en la Biblioteca General de la UPEL-IPM.